La interpretación en tiempos del coronavirus

Por desgracia, todo parece indicar que el coronavirus y la COVID-19 han llegado para quedarse, al menos una temporada. El mundo está cambiando y las nuevas condiciones nos obligan a reinventarnos y repensar nuestra forma de enfrentarnos a situaciones cotidianas. Las reuniones de negocios no volverán a ser iguales, ni las conferencias, ni los congresos y debemos aplicar las medidas necesarias para que nuestro trabajo de interpretación sea lo más seguro posible.

Superaremos esta situación, los eventos volverán y recuperaremos nuestra profesión con energías renovadas pero, hasta que se encuentre una vacuna y consigamos la inmunidad colectiva, deberemos extremar las medidas de seguridad y asegurarnos de que se cumplen en nuestros puestos de trabajo.

¿Cómo se desarrollará la interpretación en tiempos del coronavirus?

Te lo contamos a continuación.

La seguridad es lo primero

A medida que se vaya avanzando en la desescalada y se vaya recuperando la actividad habitual, la organización de conferencias y reuniones se irán normalizando, siempre sobre la base de unas medidas sanitarias y de protección suficientes para asegurar la realización de la actividad con el mínimo riesgo posible para sus participantes. Y sí, esto también incluye a los intérpretes, como no podía ser de otra manera.

Por eso, la Asociación de Intérpretes de Conferencia de España (AICE) ha elaborado una serie de recomendaciones a seguir cuando volvamos a trabajar en condiciones habituales en cabinas de interpretación. Estas son algunas de las condiciones de seguridad que, según su criterio, deberían cumplirse en cualquier conferencia o reunión que implique la participación de uno o varios intérpretes:

  • Uso de cabinas normativas ISO4043:21016 que contarán con un sistema integrado de ventilación, además de un sistema de iluminación LED de fácil limpieza y desinfección.
  • Mamparas de separación de metacrilato que aseguren el aislamiento y la distancia física de sendos intérpretes dentro de la cabina, sin limitar su movimiento.
  • Micrófonos con funda desechable que se sustituirá tras cada servicio.
  • Desinfección de las consolas de interpretación antes y después de cada servicio.
  • Uso de auriculares propios. Si esto no es posible, los proporcionados por la organización deberán ser desinfectados y sus almohadillas reemplazadas después de cada uso puntual.
  • Uso de guantes y mascarillas para el acceso al recinto. El uso de mascarillas durante el turno activo es incompatible, motivo por el cual es de vital importancia asegurarnos de que se cumplen el resto de indicaciones.
  • Presencia de gel desinfectante en cabina para su uso por parte de los intérpretes.
  • Los intérpretes deberán llevar su propia botella de agua para minimizar la interacción con elementos externos de riesgo.

Puedes ver el documento completo AQUÍ.

Nuevos tiempos, soluciones alternativas

Queda claro que estas son medidas básicas de seguridad que todos deberíamos cumplir y a las que deberíamos acostumbrarnos a partir de ahora.

Sin embargo, hasta que esa «nueva normalidad» que se avecina sea una realidad, una alternativa ha ido cogiendo peso gracias a la tecnología: la Interpretación Simultánea Remota.

La popularización de las videoconferencias durante esta cuarentena ha allanado el camino a esta forma de interpretación. No obstante, debemos tener claro y, sobre todo, dejar claro a nuestros clientes, que esta forma de trabajo, si bien cuenta con importantes ventajas como sistema adicional en situaciones excepcionales, también cuenta con limitaciones y requisitos específicos a considerar.

Para empezar, requiere de un conocimiento añadido de la múltiple oferta de plataformas específicas para la realización de interpretación remota, como Voiceboxer, Kudo, Interactio o Interprefy, que deberemos estudiar y diferenciar de otras plataformas para videoconferencias que han añadido funcionalidades extra, como pueden ser Zoom, Skype o Google Meet.

Además, será necesaria la inversión en un buen equipo de audio y un ancho de banda adecuado que minimice las limitaciones derivadas de la distancia, al tiempo que aseguren una adecuada recepción y transmisión del mensaje, y una cómoda visualización, tales como:

  • Auriculares con supresión de ruido.
  • Fondo neutro para evitar distracciones.
  • Utilización de Ethernet a máxima velocidad en lugar de Wi-Fi.
  • Protección de software contra subidas repentinas de sonido.

Esta puede ser una buena solución transitoria y seguramente sea una práctica complementaria que cada vez coja más fuerza. Pero esto no quiere decir que vaya a sustituir a la interpretación tradicional, siempre más eficaz e indispensable en muchas situaciones, especialmente en escenarios sensibles donde la presencia física y el lenguaje no verbal también son cruciales.

Esperamos que hayáis disfrutado con esta breve pincelada sobre la toma de notas en la interpretación consecutiva.

Como siempre, si queréis más información o tenéis preguntas sobre nuestros servicios, no dudéis en contactar con nosotras a través de Facebook, Twitter, LinkedIn, o dejadnos un mensaje en nuestro formulario.

Os ayudaremos en todo lo que podamos.

¡Gracias por leernos y muchos ánimos!

Ir arriba